Diaro de la Construcción

La Cámara Chilena de la Construcción ha demostrado preocupación respecto a que los planes reguladores, tanto de La Serena como Coquimbo, no coinciden con la visión de desarrollo que se prevé, toda vez que se encuentren desactualizados con una data de 12 a 32 años respectivamente. Es por ello que las autoridades gremiales  han querido resaltar el tema de manera de obtener un compromiso tangible.

En este contexto el presidente de la CChC La serena, Martín Bruma, hizo un llamado al intendente, Claudio Ibáñez, para conocer en detalle el estado de actualización de estos instrumentos en 14 de 15 comunas, además de los Planos Reguladores Intercomunales de Elqui, Limarí y Choapa.

Una de las principales preocupaciones que tiene el gremio es la incerteza en materia de inversión. “Para nosotros como empresarios es vital saber las reglas del juego para generar inversión, empleo y desarrollo económico. Lamentablemente estamos ante una situación delicada, ya que los planos reguladores que nos rigen en La Serena y Coquimbo datan de 2004 y 1984, respectivamente. Claramente están obsoletos y no permiten llevar a cabo la inversión inmobiliaria que quisiéramos”, manifestó Martín Bruna.

Frente a ello Claudio Ibáñez  se comprometió a realizar una jornada con los alcaldes y concejales donde se dé cuenta de la importancia de contar con instrumentos de planificación actualizados y con visión de largo plazo. “Para ello vamos a involucrar al Gobierno Regional, a través de la División de Planificación (Diplan), al Ministerio de Vivienda y Urbanismo (Minvu), a la Corporación Regional de Desarrollo Productivo y a la Cámara Chilena de la Construcción (CChC)”, estableció la máxima autoridad regional, tras reunirse con la Mesa Directiva Regional y la Comisión de Urbanismo del gremio constructor.

Estado de avance

De acuerdo a lo informado por José Manuel Peralta, jefe de la División de Planificación del GORE, el proyecto de actualización del Plano Regulador Comunal de La Serena tiene más de 10 enmiendas y es una de las más delicadas. Esto porque se finalizó el contrato a la consultora Bórquez y Burr en julio pasado y que desde el 2012 venían trabajando en el proyecto, implicando montos de $150 millones (aportados por el Gobierno Regional, Municipio y Minvu). Actualmente se gestionan recursos para contratar un nuevo estudio de riesgo a solicitud del Concejo Municipal.

En Coquimbo, el camino se ve más expedito, pues la consultora Habiterra terminó el proyecto por el que se le pagaron $160 millones (aportados por el GORE), Evaluación Ambiental Estratégica (EAE) concluida y aprobada por el Concejo Municipal. En diciembre de 2015 ingresó a Minvu, aunque fue devuelto con observaciones. En octubre se reingresó para recibir el informe favorable.

Fuente: www.elobservatodo.cl

Fuente imagen: www.rutaschile.com



Comentarios