Diaro de la Construcción

Un equipo de científicos de la Universidad de Tohoku (Japón) parece haber dado con un ingenio que supera a las bombillas LED. Hablamos de un nuevo tipo de fuente de luz plana fabricada con nanotubos de carbono, extraordinarimaente eficiente y con muy bajo consumo de energía: alrededor de 0,1 vatios por cada hora de funcionamiento, es decir, cerca de un centenar de veces menos que las.

¿Cómo funciona?

Los expertos han explicado que este nuevo dispositivo tiene un sistema de luminiscencia que funciona más como si fueran tubos de rayos catódicos, con nanotubos de carbono en calidad de cátodos, y una pantalla de fósforo en una cavidad de vacío que actúa como el ánodo.

Bajo un fuerte campo eléctrico, el cátodo emite haces apretados, de alta velocidad de los electrones, a través de sus puntas de nanotubos Sharp, un fenómeno llamado de emisión de campo. Luego, los electrones vuelan por el vacío en la cavidad, y golpean la pantalla de fósforo.

“Hemos encontrado que un cátodo como una pared simple de nanotubos de carbono altamente cristalina y un ánodo con la pantalla de fósforo mejoran la estructura y obtienen una buena homogeneidad de brillo”, ha apuntado Norihiro Shimoi coordinador del equipo investigador de Japón.

Fuente: energialimpiaparatodos.com

Fuente imagen: www.outsidebcn.com



Comentarios