Diaro de la Construcción

Las reglas son claras: si el auto pasa por sobre los 100 kilómetros por hora, el conductor comenzará a escuchar el himno de la región holandesa de Friesland durante todo el trayecto que pasa por Jelsum.

Sin embargo, la incorporación de esta “fiscalización musical” no fue considerada como una buena idea por los vecinos, quienes reclamaron a los pocos días de su puesta en marcha; el tráfico, reclaman los habitantes, provoca una contaminación acústica durante todo el día y no deja dormir.

“Los taxis que circulan entre Leeuwarden y Stiens trataban de pasar por el tramo lo más rápido posible y estuvimos escuchando el himno en alta velocidad toda la noche”, lamenta Ria Jansma, vecina de la carretera.

Frente a esto, las autoridades de la región decidieron eliminar el himno, el cual, por lo demás, tuvo un costo de 100 mil dólares.

FUENTE: www.latercera.com

FUENTE IMAGEN: www.latercera.com



Comentarios